19 de marzo de 2017

Fear is a liar

Hoy quiero hablar sobre una cantante y una bailarina, que a través de sus canciones y sus vídeos, pueden llegar a transmitir mucho más de lo que parece. Ellas son Sia y Maddie Ziegler, respectivamente. Juntas son capaces de creear algo increible, que hace que la piel se te erice.

La primera canción en la que colaboraron juntas y crearon algo, que al principio resultó chocante para algunas personas, ya que era un videoclip algo fuera de lo normal, fue Chandelier.






Este vídeo, aunque parezca extraño como hemos dicho anteriormente, guarda un significado importante. Trata sobre la antigua vida que llevaba la cantante Sia, en la que por motivos familiares, que ya contaré más adelante, se dió a las drogas. Fue una etapa muy dura para ella, en la que hizo que ella solamente quisiera componer para grandes estrellas musicales, y no cantar ella misma. Se sentía muy vulnerable, y aunque ahora haya decidido dar el paso y lanzar su carrera musical, todavía no se siente muy cómoda, ya que nunca enseña su cara cuando está en público. Cuando tiene que aparecer televisivamente o en algún evento, es ya normal verla con una peluca rubia, parecida a la del videoclip, pero con el flequillo más largo para taparla completamente la cara.

Volviendo al vídeo, podemos ver como Maddie interpreta los transtornos psicológicos que sufría Sia en el pasado. Con esto, nos quieren enseñar que tomar drogas es una enfermedad, y concienciarnos tanto de no tomarlas y de ayudar a las personas que lo sufren.

El segundo vídeo que hicieron, fue Elastic heart.



En este vídeo, podemos ver que aparece un nuevo personaje, Sia Labouf, el cual está interpretando al padre de Sia.

Mucha gente, ha especulado sobre el sentido que teníá el vídeo, y lo han relacionado con la pederastia. En realidad, luego se supo que el padre de Sia sufría de transtornos de personalidad. Esto fué la causa por la que se dió a las drogas.

En el vídeo, podemos observar como el personaje masculino de repente es una persona cariñosa a como pasa a ser violento. Esto hace que los dos personajes tengan una lucha inter e intrapersonal, ya que Maddie tendría miedo de su padre por no saber qué personalidad tendría, y Sia Labouf, por volverse violento y a la vez querer salir de ello. Esto, puede verse en un momento en el vídeo, en el cual Maddie ha conseguido salir de esa jaula en la que están encerrados mentalmente, y Sia Labouf quiere salir y su mente no le deja.

Otra vez, nos quiere enseñar el problema de la doble personalidad de una forma metafórica, para que a través de su música aprendamos.

El tercer vídeo que lanzaron, fue Big Girls Cry.



Se podría decir que este vídeo es el fin de la trilogía. En él vemos como Maddie sólo aparece de cintura para arriba, a diferencia del resto. Esto nos muestra el poder que tienen las gesticulaciones faciales, y que podemos transmitir a través de ellas.

El significado de esta canción, es una lucha interna para salir del estado donde se encontraba. Ella metida en la droga, y con un padre con transtorno de personalidad. Podemos ver como pelea consigo misma para salir de ahí, e incluso hay un momento que podemos deducir según los gestos, la ingesta de esa drogas que hemos hablado anteriormente.

En las manos, se puede ver como lleva una frase escrita en cada una. En la derecha tiene escrito ''whatever dude'' traducido como lo que sea tío, que podría interpretarse como la causa, y en la izquierda ''don't think'' que seria el efecto, ya que no piensas en él. Esto hace que durante el vídeo se produzca una lucha entre ellas.

Finalmente, y como los otros dos anteriores vídeos, nos enseña que tras una gran lucha podemos conseguir siempre salir de lo malo.

Como último vídeo y más reciente, está The greatest.



Esta canción fue hecha a raíz del atentado ocurrido en Orlando en una discoteca gay, para homenajearlos y apoyar al colectivo y a sus familiares. Además, nada más empezar se puede leer la frase #WEAREYOURCHILDERNS, simbolizando que todos somos ellos.

En él podemos ver como Maddie empieza triste por lo sucedido y con la cara pintada con la bandera gay, simulando las lágrimas. También, aparecen unos niños en él, cada uno representa a una víctima de la tragedia. Poco a poco estos empiezan a despertarse y comienzan a bailar al estilo que nos tiene habituados ya Sia. 

Al final, aparecen todos bailando en una sala oscura con luces de neón simulando la discoteca, y en la cual también se puede apreciar como al fondo en la pared hay unos agujeros por los que pasa la luz, pudiendo simular los disparos.

Finalmente, todos caen al suelo simulando la muerte y Maddie aparece llorando desconsolada, dándose cuenta de que ya no volveran.


Todas estas canciones me invitan a reflexionar sobre la vida, de cómo somos tan vulnerables ante ciertas situaciones, y que si nos lo proponemos podemos llegar a escapar de ellas. Para mí, tanto como Sia y Maddie, son una gran inspiración tanto en el baile como en la vida, ya que me transmiten mucho en sus trabajos. Siempre estoy esperando a que saquen algo nuevo para ir corriendo a verlo y emocionarme y sentir como la piel se me eriza con cada palabra, con cada movimiento.

Invito a que conozcais su trabajo y llegueis a sentir tanta admiración como yo.

''I GOT STAMINA''
Guadalupe Chico

17 de marzo de 2017

La distancia no hace el olvido.

En los momentos que me siento mal o que necesito escapar un rato de la realidad, cierro los ojos y recuerdo eso que tanto me gusta, la playa, mi playa. 700 km me separan de ella, de mil vivencias y recuerdos. Esa playa que me ha visto llorar de alegría o llorar de tristeza, la que me ha guardado los mayores secretos.
Ayamonte, el lugar del que os quiero hablar hoy. Allí donde he vivido parte de mi niñez, dónde he estado cada verano, de junio a septiembre y cada semana santa. 



Quien no lo conozca no puede saber que ese pueblo andaluz tiene un color, una gran playa, isla canela y un pueblo que se hace querer, pero no solo ellos sino su gente, mi gente.
He conocido a personas, de las cuales pocas se han quedado a mi lado, pero a su vez esas personas, aparte de regalarme bonitos momentos han hecho que pueda conocer a verdaderos amigos. 
Dicen que la distancia hace el olvido, que en muchos casos separa a personas, pero este no es mi caso, a mi me ha unido mas que nunca a ellos. La distancia hace que de verdad te demuestren si importas a alguien o tan solo eres un pasatiempo en ese momento. A los verdaderos amigos no hay que verles cada día o hablar cada segundo, sino que tienen que estar a tu lado cuando más los necesitas, y ellos pese a tantos kilómetros lo hacen.
Hoy tengo que darles las gracias a ellos, a los que hacen que cada día allí sea un bonito recuerdo y una gran experiencia vivida.



Belén Rodríguez

14 de marzo de 2017

Taller de mandalas.

Según Wikipedia: los mandalas son representaciones simbólicas espirituales y rituales del macrocosmos y el microcosmos, utilizadas en el budismo y el hinduismo.

En muchas de las culturas los mandalas son muy significativos, por ejemplo en la india cuando las mujeres se casan se dibujan mandalas en las manos para evitar los malos espíritus y atraer a la buena suerte.
Para otras culturas suelen utilizarse como símbolos de protección.

El mandala puede utilizarse, dentro de la educación infantil, como terapia para que el niño se inhiba del mundo y sea una forma de comunicarse e incluso puede servirles de relajación.







Cuando hace una semana se nos propuso hacer un mandala nos pareció una idea genial y cuando supimos que iban a ser creados con chocolate nos encantó aún más.

A medida que se iba acercando el lunes el grupo estaba aún más emocionado y preparándolo todo, comprando los ingredientes y los utensilios necesarios para llevar el taller a cabo y que no nos faltara nada.

Cuando empezamos hacer el taller se creó en el aula un espacio relajado con música acorde al momento. Este clima nos invitó a relajarnos, concentrarnos y dejar que la creatividad fluyera. 


Cada una de nosotras cogió todo lo que necesitó para empezar a realizar su propio mandala, comenzó a coger forma poco a poco donde dejamos que fluyera la improvisación y la creatividad ya que no habíamos mirado un modelo previamente, y hemos de añadir que salieron auténticas obras de arte!!.




El crear el mandala nos ha hecho darnos cuenta que refuerza la creatividad y la imaginación pensando cómo lo querías hacer y qué utilizar.

Además de ser una actividad relajante ha sido bastante divertida, hemos disfrutado mucho de este taller ya que como hemos dicho antes la idea de tener chocolate delante nos gustaba demasiado, y así ha sido, a medida que íbamos haciendo nuestro mandala, entre pincelada y pincelada un poquito de chocolate nos comíamos.



A pesar de que lo mandalas no tenían por qué comerse, nosotras vimos apropiado y por ello nos los comimos, ya que nos íbamos a sentir mal por tirarlos y al comérnoslos nos subiría el ánimo aún más. ¡Y así fue!  



Esta actividad la usaremos como recurso dentro de la educación infantil ya que consideramos que puede ser muy satisfactoria para los niñxs.



Firmado: el grupo. 

9 de marzo de 2017

Todos somos humanos...


La canción que aparece a continuación me la enseñó una amiga que lucha por los derechos de las personas al igual que nos ocurre a todas nosotras. La canción se titula: 'Human' de Rag'n'Bone Man


Tanto la letra como el vídeo te hace pensar, te deja pensando que tiene razón, que después de todo sólo somos humanos sin importancia de la religión, sexo o raza, únicamente somos seres humanos... 

También dice que hay personas que tienen problemas realmente importantes, refiriéndose a que nosotros muchas veces le damos importancia a cosas que realmente no la tienen. Hay personas que no tienen familia u hogar, y si tenemos esas dos cosa, simplemente, por eso, nos tenemos que sentir afortunados.

Personalmente, esta canción me encanta, porque el mensaje que transmite es muy claro: I'M ONLY HUMAN AFTER ALL. 

Elena Vázquez

Dibujo infantil.

Estefanía.


3 años y 10 meses.


4 años y 5 meses.


4 años y 8 meses. 


4 años y 10 meses. 


4 años y 11 meses.


5 años.


5 años y 4 meses.

Melania.


3 años y 7 meses.


4 años y 1 mes.



La sexualización de los niñxs.

Desde hace tiempo estamos viendo como en los medios de comunicación: revistas, televisión, incluso redes sociales, se juega con la infancia de los niños más pequeños llevándolos a una sexualización a una temprana edad.

Hasta hace poco no ha habido revuelo sobre este tema, nos parecía algo normal ver a las niñas de 6 años pintadas paseándose por pasarelas como auténticas modelos de revistas, pero se nos olvida que son niños que tienen 6 años y que su única preocupación debería ser jugar sin esperar la aprobación de nadie.



En estos casos sueles ser sueños frustrados por parte de los padres, que en muchas ocasiones usan a sus hijos para cubrirlos. En caso de que ellos hayan querido ser modelos usan a sus hijos como estereotipos de bellezas y conseguir los sueños por lo que llevan a la sexualización de los niños, los alejan de su etapa de niñez e inocencia y esto provoca en ellos daños psicológicos.
En las imágenes podemos ver que van maquilladas, con tacones, vestidas como mujeres, intentan representar cómo debería ser una mujer.




Esto ha provocado que en niñas más pequeñas tenga más peso lo que qué digan u opinen los demás, por ello cada vez hay más casos de trastornos alimenticios a una temprana edad tanto en niñas como en niños.




Desde pequeños se les enseña que los chicos son los que pueden llegar a triunfar y tener dinero, cuando de las chicas lo único que se espera es ser guapas y apariencia física.




Firmado: el grupo.  

6 de marzo de 2017

Canon de... ¿belleza?.

El otro día paseando por Madrid me encontré con ellos, ya los había visto antes pero cada vez están más presentes en los comercios y, no, no hablo de un tipo específico de pantalones o de unas zapatillas a la moda, hablo de estos maniquís que los comercios exponen a la puerta de sus locales luciendo la ropa que venden pero, ¿es esto realmente lo que muestran?
La función principal de los maniquís es enseñar al exterior el producto que se vende en la tienda, captar la atención del peatón consumista y crear una necesidad de consumo en él y estos maniquís en especial cumplen su función, llaman pero bien la atención. 
Estos esbeltos y escuchimizados maniquís no pasan desapercibidos en la calle, realmente es su función pero debemos a pararnos a reflexionar el trasfondo de esta historia. Hablando de moda, me planteo ciertas preguntas:
  • ¿Es ese el cuerpo que creen los comercios ideal para mostrar y llevar sus creaciones?
  • ¿Qué sensación provocará en lxs consumidorxs cuando al probarse dichas creaciones y vean que no sientan igual?
  • ¿Es esta la imagen que queremos mostrarle a las nuevas generaciones sobre la belleza y la moda?
  • ¿No eran ya lo suficientemente delgados los maniquíes?



Parecen unos simples maniquíes pero debemos pararnos a pensar en su repercusión y es que no es sólo un comercio el que expone esto en sus puertas.
Las tallas cada vez son más pequeñas y los exagerados maniquíes pretenden mostrar que la delgadez extrema sigue ligada al mundo de la moda, que aunque tengamos referentes como Kim Kardashian orgullosas de sus curvas ZARA lanza campañas como estas:


ZARA, ¿Dónde están las curvas?
Debemos sentirnos orgullosxs de nuestros cuerpos, ignorar los cánones de belleza y todo lo que ello conlleva, inculcar el respeto ante la diversidad.
 Los cuerpos ideales son los cuerpos sanos, con curvas o sin ellas.
Alba 

1 de marzo de 2017

¿Qué es la alegría?


La alegría afirma la vida, ilumina tu alma, convierte tus ojos en faros. La alegría mantiene vivo el niño que llevas adentro. La alegría te ayuda a ver la vida como un juego.
Vuelve nuestra vida más ligera. Hace que la desesperación sea menos desesperante, que el dolor duela menos y que el placer sea más placentero.
La alegría lima asperezas, nos reúne, nos anima a compartir. La alegría te da paz, la alegría te hace libre.
La alegría nos predispone al amor, a la pasión, a la aventura.
La alegría baja las defensas inútiles y mejora el sistema inmune, y lo mejor: es gratis.
La puedes encontrar en un beso, en un bebé, en la música, en los demás, en el trabajo...
La alegría es eso que dejas pasar buscando aquello que se supone que te dará alegría.
La alegría es el único virus bueno y muy contagioso. Si te dejan, claro.
La alegría es una puerta abierta a nuestro verdadero ser.
La alegría es eso que te invita a VIVIR.



                                                                                                                  Melania Ávila Moreno

28 de febrero de 2017

El arte de enseñar

Cuando te preguntan "¿por qué quieres ser maestra?" O te dicen: “Has elegido magisterio, pinta y colorea, eso no es de estudiar”, entre otra multitud de más afirmaciones y preguntas.
Por ello siempre me paro a pensar y recuerdo ese primer día de colegio, todos los niños llorando porque quieren estar con sus madres y no quieren quedarse en un sitio desconocido. Pero de repente llega esa/e chica/o con una bata blanca, te tiende la mano y quiere darte cariño. Ahí comienza nuestra pequeña aventura, esa aventura de hacer amigos, jugar sin preocupación y poco a poco enseñar.
Mi madre siempre me ha contado una historia de cuando era pequeña, cuando llegaba a casa después del colegio me metía en mi habitación y colocaba a todos mis muñecos en el suelo, cogía la pizarra que me habían regalado y les daba clase a cada uno de ellos.
Después de unos años dando tumbos para saber cuál iba a ser mi futuro, qué es lo que iba a estudiar, llegaba siempre a una conclusión y es que iba a estar dirigido a los niños. En un principio enfermería dónde me especializaría en pediatría, pero después terminé entrando en el FP de Educación Infantil y sin duda acerté.
 Aún recuerdo ese primer día de prácticas, era 1 de septiembre, estaba nerviosa por lo que se acercaba, pero a la vez ansiosa porque iba a pasar un curso entero disfrutando y aprendiendo de los más pequeños. En ese año pude estar con todas las edades, empezando desde los bebés y terminando con los más mayores. Sin duda ha sido de las mejores experiencias de mi vida. Pude ver como un bebé de 4 meses iba creciendo poco a poco, dando sus primeros pasos y aprendiendo a comer. En la clase de 1-2 pude ver como esos pequeños niños aprendían a comer por sí solos y empezaban a hablar, aunque muchas veces ni entendieras que te decían. Y por último la clase de los más mayores con los que ya podías tener conversaciones más fluidas.
En esos momentos fue cuando me di realmente cuenta de que esto era a lo que quería dedicarme, a enseñar a los más pequeños a convertirse en grandes personas. Pero no solo eso, sino a aprender con ellos, ya que también son capaces de enseñarnos a nosotros.

Volviendo a la afirmación de “pinta y colorea” yo digo que no, que magisterio es enseñar valores y a desarrollarse como personas, gracias a los maestros hoy en día somos capaces de leer, escribir y ser como somos entre otras muchas. Por ello doy gracias a cada profesor que he tenido a lo largo de mi vida.

Belén Rodríguez  

La humanidad está en crisis

La historia que cuento a continuación es algo que viví el pasado domingo 26 de Febrero de 2017 entre las 00:30 y las 01:45. 

Sobre las 00:30 me encontraba en el primer vagón del metro, de camino a casa. El tren llegó a la estación Mendez Álvaro, y hasta ahí todo con normalidad. Pasaron como 2-3 minutos y el tren no retomaba el trayecto, cuando el maquinista dio un comunicado por el micrófono diciendo que el tren iba a estar parado unos minutos en la estación. Acto seguido, el maquinista salió de su cabina y se fue corriendo hacia los últimos vagones. Yo a raíz de ver esto, pensé que o se trataba de una avería o de que alguien había llamado porque se habría desmayado alguna persona.

Pasados unos minutos, la gente de mi vagón se empezaban a hacer preguntas y especulaban sobre que había podido pasar, hasta que un chico, que se subió en esa estación, contó lo sucedido. Al parecer, un hombre que estaba en el otro andén decidió bajar, por las escaleras que hay al principio del túnel, a las vías para orinar. Cuando este se encontraba allí, llegó el tren y lo único que pudo hacer ese hombre fue llevarse las manos en la cabeza, viendo en lo que se había metido. El tren llegó y el maquinista no pudo hacer nada. Es decir, "presencié" un atropello.

Al escuchar tal situación, sentí un agujero en el pecho y una angustia que no había sentido nunca. Las paredes del tren cada vez se iban estrechando más y necesitaba salir de ahí, con lo cual, salí al anden a coger aire.

Según salí, llamé a mi madre para contar la situación y que me dijera que hacer para volver a casa. Eso era lo único que quería; estar en mi cama, sintiéndome protegida y olvidando lo que acababa de pasar. 
Mientras mi madre me decía que saliera a la estación y me cogiera un taxi para irme, llegaron todos los de emergencias. Policías, gente del SAMUR, de protección civil, bomberos, etc. 

Durante todo esto, las personas que estaban en el tren, venían a ver que pasaba y muchos a ver si podían ver algo. Dado que no estaban dejando trabajar a los equipos de emergencia y que la situación era muy delicada, los policías comenzaron a desalojar la estación de metro.

Al salir a la calle, me sorprendió la cantidad de coches que estaban rodeando la salida. 6-7 coches de policías, 4 ambulancias, un coche de protección civil, un camión de bomberos, y según iban pasando los minutos, iban apareciendo más y más coches de todo tipo. 

A día de hoy, no se que ocurrió todavía realmente, ya que en la calle se especulaban muchas teorías, y no hay ninguna noticia que comente lo sucedido. Es verdad, que cuando me fui a casa en coche (más adelante cuento esa parte), solo quedaba ya una ambulancia y tenía las puertas abiertas. En el interior había un hombre, sentado en la camilla consciente. Sin embargo, no se si se trataba del hombre que estaba en la vía o era otro al que había entrado en shock después de todo lo ocurrido.


Más adelante, transcurridos unos 40 minutos y visto que todo el mundo estaba llamando para coger un taxi, no fui capaz de conseguir uno libre. Así que, finalmente, mi madre vino en coche a buscarme.

De camino, fui contándole todo lo ocurrido más detalladamente, y nos paramos en un semáforo. Estábamos tan tranquilas hablando, cuando nos dieron un pequeño golpe por detrás. Era ya lo que me faltaba para rematar la noche.

Me giré en el asiento todo lo que el cinturón me permitió. Estábamos 3 coches pegados. Mi madre se bajó a ver que había pasado, y al mismo tiempo se bajaron los que iban en los otros 2 coches.

En el coche de detrás iban 3 chicos, los cuales se bajaron agarrándose en cuello por el golpe. El conductor de este, se sacó el móvil del bolsillo para grabar lo sucedido. En el siguiente coche, se bajó un hombre enfadado e insultado sin parar. Esto último me descuadró un poco, ya que si él había sido el que lo inició, no entendía su cabreo. Así que decidí girarme más por si algo se me había escapado, y en efecto, así era. Había un cuarto coche, más separado de nosotros, con todo el morro destrozado, igual que en las películas.

Finalmente, a nadie le pasó nada, ya que a los que sufrieron el mayor golpe les saltaron los airbags y estaban perfectamente. Fue solo un susto en el que por suerte, nadie salió herido. Eso si, mi madre fue la única que se acercó a todos los coches a preguntar como estaban. 

Al rato, apareció la policía para coger los datos de todos y para realizarle un control de alcoholemia al conductor que no frenó. 

Como ni nosotras ni el coche sufrió ningún daño, en cuanto nos cogieron los datos pudimos irnos y llegar, por fin, a casa.


Todo esto, hizo que me hiciera unas cuantas preguntas:

1. ¿En que momento se le ocurre a una persona bajar a las vías de un tren a orinar?

Desde ese día me hago esta pregunta. Que se le debe de pasar por la cabeza a alguien para hacer algo así, y como nadie se lo impidió o fue a sacarle de ahí.

2. ¿Por qué la gente es tan cínica?

A la gente les encanta enterarse de todo y si pueden subirlo a alguna red social para crear expectación mucho mejor. En vez de dejar actuar, prefieren agolparse en un andén, con el móvil en alto y grabando el momento con el que conseguirán más seguidores. Creo que vivimos en una sociedad, donde cuentan más los "likes" que las vidas humanas.

Al igual que en el accidente de coche. En vez de primero ver que todos están bien, es mucho mejor sacarse el móvil para inmortalizar eso con un vídeo y subirlo con el nombre de: "Aquí en un accidente, mi coche está bien". Esto es mucho mejor que socorrer a alguien, donde va a parar.

3. ¿Por qué la gente es tan egocéntrica?

En el caso del tren, el chico que nos contó lo que había pasado, llevaba ya como 10 minutos montado en el tren esperando que arrancara. Acababa de vivir y de ver un atropello y a él lo único que le importaba era subirse a ese tren, en vez de avisar al maquinista o a emergencias. También, podía haber avisado a la estación por una maquina de emergencias que hay en los andenes, de que un hombre estaba en la vía, o simplemente haber convencido a ese señor de que no lo hiciera. 

Y en el caso del choque múltiple, todos se bajaron del coche a revisar cómo de abollado estaba este, cuando detrás había otro coche, con el morro partido por la mitad y con dos personas dentro. Si a esas personas las hubiera pasado algo, ellos todavía seguirían mojándose el dedo en saliva para quitar la rozadura al coche.


En resumen, creo que de las malas experiencias siempre se aprende. Pienso que antes éramos pocos humanos, y ahora con las nuevas tecnologías lo somos aún menos. Nos interesa mantener una serie de seguidores, a los cuales ni les importamos ni nos importan. Esto hace que cada vez nos volvamos más frívolos y nos dé igual el otro.

Necesitaba escribir esto, porque no dejo de darle vueltas a las cosas que viví y sentí ese día. De como yo sigo pensando en aquel hombre, pensando en que habrá sido de él, en que hubiera hecho yo si hubiera visto lo que iba a hacer, etc. Lo que si tengo claro, es que prefiero ayudar a la gente en la mayor medida posible, como me enseñó mi familia, a volverme una persona que solo vive y se preocupa por sí misma.


Guadalupe Chico

27 de febrero de 2017

¿Por qué educadora?

Puede que a mucha gente no le gusten los niños, no les aguanten o no tengan paciencia con ellos, y mucho menos trabajar con ellos. 
Para mí, el poder disfrutar día tras día con los más pequeños es todo un mundo lleno de alegría e ilusión. Son personitas que se están haciendo ellos mismos, formando su carácter, y cada uno totalmente diferente al resto. 
Los niños te sorprenden, a mí me sorprende lo inteligente que son, te alegran el día, saben explicarse, a pesar de llorar, lo único e indispensable es saber escucharles y dedicarles tiempo para que intentemos comprender lo que nos quieren decir, son capaces de decírtelo, son únicos. Y nadie puede negar que te llenan de alegría con sus risas. 
Tengo mucha suerte de poder tener esta oportunidad tan formidable de pasar tres mesecitos con los más pequeños. ME ENCANTAN. 

Esta reflexión la hice el año pasado mientras realizaba mis prácticas con los alumnos de 2-3 años, quienes te enseñan mucho más de lo que te imaginas y son capaces de grandes cosas. No me olvidaré de los niños y niñas de la clase de los lobitos. Quienes me enseñaron que esta es una profesión formidable, llena de satisfacción en la que tienes que poner mucha paciencia y dedicación, y sobre todo amor y alegría. 

Elena Vázquez

Para reflexionar...

 Parece mentira que estemos en el siglo XXI…


https://youtu.be/MxhKeOseu0c

Después de este vídeo hemos dado vueltas a cómo reflexionar sobre este tema y hemos encontrado una frase que refleja nuestro pensamiento: "Hemos aprendido a volar como pájaros, a nadar como los peces; pero no hemos aprendido el sencillo arte de vivir como hermanos”.
Martín Luther King.

A pesar de que estemos en el siglo XXI hay cosas que tienen un proceso bastante lento o que incluso no quieren avanzar, por ello es tan necesaria la educación, sumado al hincapié que deben hacer las escuelas en enseñar en las aulas la importancia del respeto y la igualdad dentro de la sociedad, además de concienciar y contagiar a las propias familias en este respeto e igualdad, ya que nadie nace odiando a nadie.
En este aspecto se podría decir que los animales nos superan, ya que ellos viven en armonía aunque algunos sean depredadores y otros las víctimas,  puede llegar a convivir en armonía.

Después de este video y las noticias diarias que oímos o leemos en los medios de comunicación e incluso, presenciamos en las calles, somos conscientes de que nos queda tanto camino por recorrer…

Buenas noches...

Firmado: el grupo.

23 de febrero de 2017

Pisa fuerte y deja huella

¿Tacones o deportivas? Durante toda nuestra vida llevamos zapatos de todo tipo, muy altos, con plataforma, bajos, llevamos sandalias, deportivas, manoletinas, botas, botines, e incluso nos descalzamos. Pero por lo general, diariamente llevamos zapatos planos, como las deportivas. ¿Por qué? porque es lo más cómodo y se supone que tenemos que estar bien durante todo el día, aguantar subidas y bajadas de cuestas o escaleras, incluso correr para coger el tren. Esto lo hacemos nosotras mínimo dos veces por semana. 


Deberíamos poder llevar el zapato que quisiéramos a cualquier sitio o evento, pero en algunos sitios te obligan a ir en tacones como en discotecas o en algunos trabajos. 

En las discotecas se ha puesto de moda que no te dejan pasar si no llevas tacón, debe de ser que eres menos mujer por llevar otro tipo de calzado. Por tanto, en las discotecas las mujeres somos el producto, tienes que ir con tacones, bien vestidas y maquilladas (entre otros requisitos).En algunas pasas gratis porque así ganan clientela masculina, pero, pensarlo bien, en un sitio que entras gratis y no estas pagando por el producto, ¿no te conviertes tú en el producto? ¿somos las mujeres el producto? sería algo que deberíamos plantearnos. 


Por otro lado, la estética nos ha hecho creer que una mujer fina o elegante es la que lleva tacones y que, en cambio, una chica en chándal y zapatillas es marimacho o no se cuida la imagen (siendo esto lo más cómodo). Por ejemplo, ¿Qué te pones para ir a un bautizo, comunión, baile, boda, cenas, etc.? un tacón y muchas veces vestidos, si es una boda o un baile. ¿Por qué? porque es lo que se supone que tienes que llevar, para ir bien vestida o elegante. Generalmente, cuando queremos ponernos más arregladas de lo normal nos maquillamos, nos ponemos vestidos y tacones. Aunque una chica que se ponga una camisa o blusa y unos vaqueros va igual de elegante, en cambio siempre nos ponemos tacones, o por lo general. ¿Quién no se ha puesto unos tacones para alguna boda o cena? Prácticamente nadie. 



Respecto a los trabajos, hay algunos que todavía te obligan a ir en tacones, como norma e incluso te los proporciona la empresa. Sin embargo, en otros te dicen que elijas un zapato cómodo (cómo debería de ser en todos los trabajos, ya que en muchos de ellos tienes que estar muchas horas con ellos), y algunas veces te dicen que tienen que ser de un color determinado como el negro. 


Cuando nos descalzamos nos sentimos libres, porque nuestros pies no nos duelen, nada te roza, no están tapados o con cintas que les aprietan y dejan marca, están al descubierto. Cuando nos descalzamos es porque nuestro cuerpo nos pide contactar con la tierra, con el suelo firme, sentir nuestro pie entero, sentir totalmente desde él. Si no fuera así, ¿por qué nos descalzamos cuando pisamos la arena? ese placer que nos da sentir la arena en los pies (cuando no está muy caliente) y meter los pies en la arena húmeda en el mar y enterrarlos fuerte para que las olas no nos muevan ¿quién no ha hecho eso? esa es la sensación que deberíamos tener al ser libres de elegir el calzado que queramos ponernos en cualquier momento. La sensación de ponerte tus zapatos favoritos para lo que quieras. 


Firma: El grupo